La industria es competitiva cuando está protegida contra los rayos

Si la industria no contara con protección contra rayos, podríamos afirmar que muchas actividades de la vida cotidiana se verían seriamente afectadas.

También se correrían serios riesgos, estorbando sus operaciones, en la industria del transporte:

Esto se debe a que actualmente todos los procesos de la industria están automatizados y controlados por equipos electrónicos muy sensibles a los efectos de las descargas atmosféricas.
Observe a su alrededor cualquier objeto de uso personal y pregúntese ¿para la obtención de este producto final hubo en algún momento de la cadena de producción un proceso automatizado? La respuesta en todos los casos sería afirmativa.
Por tanto absolutamente todo está relacionado de alguna manera con la protección contra rayos atmosféricos.

Protección contra rayos

Para el desarrollo de cualquier proceso industrial se requiere energía. La cual se obtiene a partir de diferentes fuentes:

  • Agua
  • Carbón
  • Gas
  • Petróleo
  • Sol

La energía producida se distribuye por kilómetros de redes que finalmente conectan las industrias donde se elaboran productos o brindan servicios. Siendo indispensable la confiabilidad en el suministro de energía eléctrica, garantizando la continuidad de los procesos que desarrollan las industrias.
Es decir no pueden interrumpir sus procesos de manera inesperada, esto ocasionaría grandes pérdidas: materias primas, lucros cesantes, etc.  Impactando de manera directa la competitividad.
La industria emplea la más avanzada tecnología contra rayos, cumpliendo dos objetivos: ser competitiva y cumplir con la normativa obligatoria de cada país.
En el caso de Colombia, desde mayo 1 del 2005 está vigente el RETIE  que incluye en el capítulo 16 la protección contra rayos, haciendo referencia a las normas internacionales IEC 62305 que se utilizan en cualquier industria del planeta y las normas técnicas de Colombia NTC 4552.

Cada industria considera vital y prioritario protegerse

Al referirnos a industria, no es solamente las plantas donde se producen y fabrican productos, también corresponde a una actividad económica que genera dividendos sin estar sujeta a procesos de fabricación, por ejemplo:

Los cuales presentan una característica común: alta concentración de personas.
Toda estructura que pudiera ser impactada por un rayo crea una situación de peligro. Siendo necesario la protección contra impactos directos de rayos en:

  • Plantas industriales Torres de comunicación Edificios residenciales
  • Centros comerciales Escenarios deportivos Salas de cine
  • Barallones, iglesias
  • Aeropuertos
  • Puertos
  • Terminales de transporte
  • Bibliotecas, colegios, hospitales, museos, universidades
  • Acueductos Centrales de generación de energía
  • Refinerías
  • Estaciones de combustible
  • Casetas de guardia
  • Cercas de seguridad
  • Garitas de seguridad
  • Sistemas de vigilancia por cámaras

También es esencial proteger contra impactos directos de rayo:

  • Oleoductos, gasoductos
  • Aeronaves, Barcos
  • Silos de almacenamiento de trigo
  • Tanques de combustible Tanques de químicos
  • Redes de energía eléctrica en: transmisión, distribución, acometidas
  • Bandas transportadoras automatizadas

Impactos indirectos de rayos

La industria en general considera de vital importancia la protección de:

  • Subestaciones eléctricas, tableros de distribución
  • Servidores de datos y voz
  • Sistemas de slarmas contra intrusos, cámaras de seguridad, detección y extinción de fuego

Además consideran primordial la protección de tableros de ontrol donde se aloja el PLC.
No obstante protegen de forma especial todos los actuadores o sensores de campo en procesos automatizados industriales, como:
Medidores de nivel y presión Electro válvulas  Etc.
También en la mayoría de las industrias es una de sus priorida-des la protección de las básculas de pesaje de camiones, pues una báscula dañada genera un trauma: generalmente se tienen que cambiar las celdas y volver a calibrarla, proceso que demora por lo menos dos días.
En resumen, como mencionábamos al principio, sin lugar  a dudas podemos afirmar que:

La industria competitiva está protegida
contra los rayos

Deja un comentario

Abrir chat